Lámparas LED de Sobreponer

En la actualidad la iluminación es la preferida por muchas personas en función de sus grandes ventajas en cuento a su potencia luminosa, facilidad de instalación y ahorro de energía. Las luminarias LED son mucho menos demandantes que las bombillas de iluminación convencional puesto que no requieren constante mantenimiento y reparación dado su tecnología.

Las lámparas de iluminación LED están fabricadas con tecnología en base a diodos emisores que funcionan por medio de corriente continua y actúan como una fuente luminosa. Como es conocido los LEDs suelen dañarse a temperaturas muy altas por lo cual los focos de iluminación incorporan elementos que gestionan el calor de la mejor manera evitando que se fundan.

Esta clase de lámparas LED son utilizadas en su mayoría para iluminar espacios interiores como casas, almacenes y locales, centros comerciales, hoteles, pasillo de los aeropuertos, oficinas, entre otras.

La iluminación LED tiene diferentes posibilidades de instalación entre las que se puede elegir en función del espacio y las superficies en la que se vaya ubicar la lámpara. Estas se pueden colocar suspendidas del techo, incrustadas o sobrepuestas.

Luces LED de sobreponer

Las luces LED de sobreponer se convirtieron en elementos de iluminación indispensable en cualquier tipo de proyecto de luminotecnia. Estas usualmente son luminarias recomendadas para interiores residenciales, pasillos y oficinas.

Entre las principales las ventajas de la iluminación LED se encuentra su versatilidad y eficiencia con base en sus características. Las luces con esta clase de tecnología permiten crear ambientes y espacios con un flujo luminoso potente y uniforme, sin parpadeos molestos y sin tiempo de calentamiento.

Cuando se habla de luces LED de sobreponer se hace referencia exclusivamente a la clase de instalación. Comúnmente las luminarias con tecnología LED tiene varias opciones de instalación para garantizar máximo un aprovechamiento de las estructuras de iluminación convencional previamente instalados y espacios a disposición para colocar las luces.

En esta ocasión este articulo hace referencia al sistema de instalación tradicional: sujeto al techo o sobrepuesto sobre el techo.

¿Cómo se instalan las luces LED de sobreponer?

La instalación convencional de una luminaria LED consiste en la fijación de una estructura base en el techo con el propósito de sujetar la lámpara posteriormente y realizar la conexión.

Esta placa debe ir fija en el techo con tornillos en el techo. Luego se conecta los claves del circuito de la luminaria a la energía, se recomienda dejar esta clase de instalación en manos de profesional y en caso de optar por hacerlo usted mismo bajar los tacos de la corriente para evitar accidentes.

Después de tener la conexión lista se coloca el foco LED sobre la base instalada previamente y se fija con tornillo. En algunos casos los paneles se montan sobre la estructura y no necesitan fijarse con tornillos.

Ventajas de las luces de sobreponer:

  • Mayor ahorro de eneargía.
  • Menor emisión de calor.
  • Fácil instalación.
  • Amigable con el medio ambiente
  • Eficiencia y potencia.

Instalación de las lámparas LED de sobreponer

En teoría el montaje de las lámparas de sobreponer es más fácil y sencillo, porque no necesita de accesorios adicionales y se puede realizar sobre cualquier superficie que se desee. En el proceso de instalación se deben considerar herramientas como taladro, brocas y destornilladores de varios tamaños.

  1. Lo principal al instalar un foco de luz es cortar la energía para evitar accidentes. Luego se procede a marcar los puntos de referencia para la instalación del soporte de la lámpara.
  2. Como siguiente paso se realizan los agujeros en la superficie de instalación con la ayuda del taladro para colocar el soporte.
  3. Una vez instalado el soporte se procede a ubicar la lámpara, se hace la conexión de los cables y por ultimo atornilla la lámpara.

Conexión de los cables de una lámpara LED

Es importante tener en cuenta que la conexión de los cables es clave para el correcto funcionamiento de la lámpara. Usualmente los focos de iluminación LED tener dos o tres cables que permite la entrada de corriente al circuito eléctrico para emitir un flujo de luz eficiente y uniforme.

Los tipos de cables en un foco LED suele venir en colores para diferenciar cada uno:

Cable amarillo o verde: Neutro o cable de tierra. Este cable sirve para proteger contras las descargas de energía al tocar la lámpara y evitar que se funda por una sobrecarga.

Cable azul: Potencial negativo o neutro.

Cable marrón: Potencial positivo.

Es fundamental tener en cuenta que una mala conexión en los cables puede ocasionar que las luces se fundan de forma prematura. Como también el mal estado de los cables puede dañar antes de tiempo la luminaria.

Vida útil de las lámparas LED

La longevidad de los focos de iluminación LED se miden en función de las horas de luz que proporcionan. Por su tecnología de estas luminarias son inicialmente más costosas, pero supera 3 o 25 veces en duración a otro tipo de iluminación.

Una lámpara LED básica puede ofrecer hasta 20.000 horas de iluminación, sin necesidad de precalentarse ni ruidos o parpadeos molestos mientras está encendida.

Ventajas de las lámparas LED

  • Las luces LED tienen un menor consumo de energía.
  • Se consideran un producto ecológico porque son reciclables y no contienen componentes tóxicos.
  • Son más resistentes, durables y permiten personalizar los espacios.
  • Estas luminarias ofrecen diferentes gamas de color en su iluminación.

¡Escríbanos ahora mismo!